Instrumentación y Control

La instrumentación requerida en un sistema de Ultrafiltración es básica para el control de la misma y puede ser dividida en los siguientes grupos:

1. Flujo. Se utilizan sensores/medidores de diversos tipos y materiales dependiendo de la aplicación, como por ejemplo:

De Paletas. Para aplicaciones en equipos pequeños con
líquidos limpios sin sólidos.

Magnético. En aplicaciones donde se requiera mayor
precisión y control en líquidos limpios sin sólidos.

Electromagnético. En aplicaciones donde se requiera
mayor
presición en líquidos con presencia de sólidos
suspendidos.

2. Presión. Es muy importante monitorear las presiones antes y después de la prefiltración y sobre todo antes y después de las membranas de Ultrafiltración para asegurar que éstas no sufrirán un daño por exceso de presión o por lo que se llama "Presión Transmembrana".

Se pueden utilizar:
Medidores de carátula
Medidores/Controladores electrónicos

3. Temperatura. Para fines prácticos solo se requiere la medición de temperatura en los casos en los que se corra el riesgo de que el líquido que va a ser filtrado rebase los 40 °C.

4. Turbiedad. Es importante para el control del agua de alimentación y del producto final de la filtración.
Se pueden utilizar equipos de medición en el Laboratorio o en Línea los cuales toman una muestra a intervalos de tiempo y efectúan el análisis en forma automática.

El Control Automático de un Sistema de Ultrafiltración debe ser capaz de coordinar cada una de las etapas del sistema de forma confiable y con capacidades que permitan su interacción con plataformas de control superiores.
Los distintos dispositivos de monitoreo y control, así como los equipos para la operación del sistema completo se interconectan a través de un Controlador Lógico Programable (PLC) el cual ha sido programado para cada caso en particular.

El sistema puede ser operado por medio de una pantalla "touch screen" o a través de una plataforma de control integral.